Despidos: claves para encontrar trabajo rápido

Despidos: claves para encontrar trabajo rápido

En épocas en las que aún existe el temor de ser despedido lo fundamental es contar con un buen plan de acción en caso de que esto suceda. Muchos profesionales coinciden en que nuestro comportamiento en las 48 horas post despido son cruciales para buscar un nuevo trabajo.

Para aquellos que alguna vez lo han experimentado, el despido puede ocasionar efectos psicofísicos desfavorables que se traducen en ansiedad y, sobre todo, en deterioro del autoestima. Esto, lógicamente, es perjudicial para poder planificar los pasos a seguir de forma clara y conseguir empleo rápidamente.

La clave reside en ver al despido como una oportunidad. A continuación te contamos 6 pasos a seguir en las siguientes 48 horas luego de ser despedido. No te olvides: lo importante es actuar en forma rápida.

-Conservar una buena imagen en la anterior empresa: tal como lo establece aquel viejo refrán, “el mundo es un pañuelo”. Más aún cuando tenés pensado mantenerte en el mismo ambiente de trabajo. Por este motivo, al ser despedido, lo mejor es evitar la impulsividad y no reprochar rencores viejos.

-Solicitar una carta de recomendación: a la par del consejo anterior, más allá de dejar la empresa con una buena reputación, lo ideal sería poder solicitar una buena recomendación por parte del jefe. En los casos en los que el despido surja por una necesidad de reducir el personal, los supervisores no tendrán inconveniente en recomendar un buen profesional a otra empresa.

-Controlá tus emociones: los psicólogos que han investigado las reacciones de quienes atraviesan una pérdida de empleo identifica en todos los casos 5 etapas: shock, negación, enojo, depresión y aceptación de la situación. Conocer estas fases nos permitirá entender lo que sucede y poder recuperar el control de nuestras emociones. Lo más importante será deshacerse de la sensación de desvalorización para poder recuperar el autoestima y poder “venderse” mejor ante una posible entrevista laboral.

-No hablar mal de la empresa anterior: ¿Y una vez en la entrevista? Si bien es comprensible que un empleado continúe enojado con quien lo despidió, lo más recomendable en estos casos es que no se hable mal del anterior empleador. A quienes, cegados por la ira, critican a su antiguo jefe o a la organización para la cual trabajaban, se los suele tildar de conflictivos; lo que disminuye ampliamente las posibilidades de conseguir un nuevo trabajo.

-Motivos del despido: prestá especial atención a la respuesta que des a quien te entreviste frente a una pregunta de este tipo. Es importante que prepares una respuesta razonable y, fundamentalmente, que aportes comentarios positivos respecto de tu anterior posición. Si la conseguiste, éste será el mejor momento para presentar tu carta de recomendación.

Buscar trabajo nuevamente

A continuación resumimos los tips que te dimos en otras notas respecto a una efectiva búsqueda laboral:

Definir un objetivo: aún cuando estés abrumado y algo shockeado por el despido, es esencial que puedas tener un poco de claridad para definir tus objetivos. Qué trabajo estás buscando, en qué área querés encontrarlo, qué estás dispuesto a ceder y que no: todo esto debés tenerlo en claro antes de iniciar la búsqueda.

Red de contactos: aquella red que estuviste armando a lo largo de tu carrera profesional te será útil en este momento. Es hora de ser lo más eficaz posible y que comuniques a quienes conforman tu networking que estás buscando trabajo.

Adaptar el CV: actualizar el CV es otra cuestión a tener en cuenta para accionar rápidamente. Los profesionales del área de RR.HH. aseguran que una buena alternativa es contar con varias versiones del currículum, adaptadas a las empresas a las cuales será enviado. Esto demostrará que estás realmente interesado en conseguir el puesto adecuado.

Por último, hay una cuestión que no debes dejar de lado: no te dejes llevar por la ansiedad y analizá bien todos los pros y contras del nuevo empleo. Aceptar un empleo con un salario inferior puede ser una alternativa si existen otras cuestiones positivas que equilibren esta oferta. Esto implica mayor cercanía de la nueva empresa con respecto a tu hogar, buen ambiente laboral o bien un horario de trabajo más conveniente.

Ante todo, tené en cuenta que éste es un momento de transición y que probablemente encuentres un mejor empleo en el corto plazo.

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cancel reply